Cuba asoma en el horizonte de los exportadores uruguayos.

Las exportaciones a Cuba crecieron 50,6% en los primeros siete meses del año en relación al mismo período del año pasado. Las principales colocaciones fueron de arroz y leche en polvo. Los exportadores destacan el buen relacionamiento comercial con la isla.

Entre enero y julio de este año las ventas externas a Cuba llegaron a US$ 23,5 millones, lo que ya supera todas las exportaciones a ese destino en el año pasado (fueron US$ 20 millones), según información brindada por el Instituto Uruguay XXI a El País.

Hubo un fuerte impulso de las ventas hacia la isla en julio con una fuerte colocación de arroz.

De hecho, el grano fue uno de los productos que presentó mayor incremento de sus colocaciones externas. Uruguay XXI informó que dentro de los principales productos de exportación, el arroz mostró un aumento de 52% en julio en la comparación interanual. Las colocaciones totales fueron por US$ 53 millones. El organismo oficial informó que los volúmenes colocados crecieron 84%, destacando las ventas de aproximadamente 30.000 toneladas a Brasil, Venezuela y Cuba.

A su vez, según información de la Unión de Exportadores (UEU), las ventas totales a Cuba fueron por US$ 12,3 millones en el mes y eso lo colocó en el decimotercer destino de las colocaciones uruguayas.

Además, en el acumulado de los siete meses se vendieron US$ 11,8 millones de arroz a la isla. El crecimiento no es comparable ya que en el mismo período del año pasado las ventas habían sido por US$ 89.026.
La fuerte colocación del grano en julio genera una buena expectativa en el sector arrocero de repetir ese buen nivel de venta en el resto del año.

El segundo producto exportado en los primeros siete meses del año fue la leche en polvo. Las exportaciones fueron por US$ 8 millones, frente a US$ 7,7 millones registrado en el mismo período de 2015. El aumento de las ventas en ese caso fue de 3,8%.

El presidente de Conaprole, Álvaro Ambrois, señaló a El País que la isla es un cliente que mantiene una relación comercial histórica con la cooperativa láctea. "Es un cliente estable, consolidado para Conaprole", añadió el empresario.

Por otra parte, en los primeros siete meses del año se exportaron 18 productos a Cuba, aunque con diferente nivel de ventas. Los medicamentos fueron el tercer producto exportado. Las ventas fueron por US$ 1 millón entre enero y julio de este año con una diferencia mínima en la comparación con el mismo período de 2015.

El resto de los productos tuvieron ventas menores a US$ 1 millón. Allí se destacan los automóviles, la malta (de cebada u otros cereales), la carne y despojos comestibles de aves, tubos y accesorios de tubería, neumáticos nuevos de caucho, partes y accesorios de vehículos automóviles o cacao en polvo sin adición de azúcar ni otro edulcorante.

Acuerdo con Mercosur.
Por su parte, en 2015 las exportaciones a Cuba alcanzaron los US$ 20 millones, un 30% menos que en 2014 cuando las ventas llegaron a US$ 28,6 millones.

El primer producto de exportación del año pasado fue la leche en polvo, seguido por los automóviles y los medicamentos.

A su vez, un informe elaborado por Uruguay XXI resaltó los beneficios que otorga un acuerdo de complementación económica que vincula a Cuba con el Mercosur.

Ese convenio alcanza 1.200 rubros donde el Mercosur otorga preferencias, mientras que Cuba lo hace en 2.700 productos. Un anexo de ese acuerdo recoge el programa de liberación comercial, que se aplica por grupo de productos y progresivamente.

Además, el informe indicó que desde 2011 una gran cantidad de productos se pueden comercializar con un 0% de arancel.

En Cuba, además, se derogan los adeudos arancelarios para un grupo de productos incluidos en los acuerdos sobre semillas y sobre bienes culturales firmados por los países miembros de la Asociación Latinoamericana de Integración (Aladi).

Industria TIC apunta al mercado cubano.
En mayo se produjo un encuentro en Montevideo entre empresarios cubanos y uruguayos vinculados al desarrollo tecnológico para buscar oportunidades de negocios. El entonces presidente de la Cámara Uruguaya de Tecnologías de la Información (CUTI), Carlos Caetano, manifestó que "Uruguay está buscando mercados nuevos y Cuba está saliendo al mundo, tras 50 años de estar cerrados. Nosotros podemos ayudarlos y ellos a nosotros".

Agregó que hay un amplio mercado para explorar en Cuba en relación al desarrollo de aplicaciones y el impulso del comercio electrónico. Destacó la formación de los cubanos en ingeniería y que hay muchos trabajando en Uruguay.

El encuentro contó con la presencia de gerentes y directores de 13 empresas del sector tecnológico cubano, todas con apoyo estatal. La directora de la División Tecnologías de la Cámara de Comercio de Cuba, Sandra Hernández de la Torre, dijo que "Uruguay es un referente por el desarrollo que ha alcanzado" en el sector de tecnologías de la información.

Indicó que el gobierno cubano "tiene un plan de desarrollo bastante agresivo para paliar las deficiencias existentes en infraestructura y conectividad". Además, expresó que el objetivo de la delegación era "establecer alianzas que generen beneficios mutuos y que permitan servirse de los adelantos de la otra parte".

El país caribeño se encuentra trabajando en el aumento del ancho de banda, el ordenamiento de las redes y la capacidad de salida a Internet. Mientras que los desarrolladores apuntan a la creación de plataformas de banca móvil y de cobros y pagos online.

Publicidad ADAU