La Primera Conferencia Global de Comercio Electrónico Transfronterizo finaliza con la Declaración de Beijing.

Entre el 9 y 10 de febrero de 2018 se realizó en Beijing, China, la Primera Conferencia Global de Comercio Electrónico Transfronterizo, coorganizada por la Organización Mundial de Aduanas (OMA) y la Administración General de Aduanas de China (GACC), que contó con la exposición del Director Nacional de Aduanas, Cr. Enrique Canon.

Más de 2.000 delegados de 125 países participaron de la Conferencia, que apuntó a ser un ámbito de debate sobre varios aspectos del comercio electrónico transfronterizo con miras a adoptar nuevas estrategias y enfoques que deberían ser beneficiosos para todos, en particular para las micro, pequeñas y medianas empresas y los consumidores.

Bajo el lema general: "Un enfoque innovador, inclusivo, estratégico y de colaboración para el comercio electrónico transfronterizo sostenible", los participantes discutieron las tendencias en el desarrollo del comercio electrónico transfronterizo y exploraron soluciones innovadoras y procedimientos regulatorios a lo largo del proceso.

La Conferencia, que estuvo presidida por el Secretario General de la OMA, Dr. Kunio Mikuriya, destacó la importancia de un estándar internacional y apoyó el desarrollo de un Marco de Estándares de la OMA sobre Comercio Electrónico Transfronterizo, primer documento guía sobre cómo la comunidad aduanera mundial y los organismos fronterizos relevantes pueden mejorar la regulación y facilitar el comercio electrónico transfronterizo.

La realización de diversas sesiones individuales permitió elaborar importantes recomendaciones con respecto a la facilitación, el control, la seguridad y la protección, la recaudación de ingresos y la medición y el análisis.

El Cr. Canon participó en la mesa redonda titulada "Nuevos desafíos, nuevas soluciones". En dicha instancia, el Director Nacional expuso sobre los factores que explican el crecimiento del comercio electrónico transfronterizo y profundizó en las oportunidades y en los desafíos asociados.

Entre las primeras resaltó el ingreso de las PYMES a un mercado ampliado, así como su integración a cadenas globales de suministro, la reducción de costos y el aumento de opciones al alcance de los consumidores. En cuanto a las dificultades, llamó la atención sobre los riesgos que la expansión del comercio electrónico trasfronterizo acarrea para las aduanas, en la medida que deben asegurar una efectiva recaudación de ingresos y una adecuada gestión de riesgos.

Una vez finalizado el último día de actividad, los expertos elaboraron la Declaración de Beijing, que resume las discusiones y esboza el camino a seguir en el futuro, estableciendo una visión para impulsar el desarrollo sano, seguro, equilibrado y sostenible del comercio electrónico transfronterizo.

En la ceremonia de clausura, el Dr. Kunio Mikuriya, destacó la importancia de la Conferencia y sus recomendaciones, afirmando que "la OMA está lista para ofrecer estándares globales inclusivos y proporcionar todo el apoyo necesario para satisfacer las expectativas de todos los interesados apoyar el comercio electrónico transfronterizo de manera armonizada y eficiente".

Luego del éxito de este evento, se apunta a que la Conferencia Global de Comercio Electrónico Transfronterizo se realice cada dos años en diferentes regiones del mundo.

Compartimos la mencionada Declaración de Beijing.

Publicidad ADAU